hispanicbannersp

Historia de la Oficina para Católicos Hispanos (OCH)

Por muchos años, la Oficina para Católicos Hispanos ha trabajado en el desarrollo programas y ministerios que sirven a la creciente comunidad católica hispana en los cinco condados que conforman la Arquidiócesis de Filadelfia.

En respuesta al crecimiento de la comunidad hispana de Filadelfia, su eminencia el Cardenal Justin Rigali transformó la Oficina para Católicos Hispanos en el 2005, nombrando al mons. Hugh Joseph Shields Vicario para Católicos Hispanos. El Vicario para Católicos Hispanos representaba al cardenal al abordar las necesidades pastorales en el apostolado hispano de la Arquidiócesis de Filadelfia a fin de fortalecer su participación en la vida de la Iglesia.

En el 2011, siguiendo las recomendaciones que hizo USCCB Secretariat for Cultural Diversity in the Church (Secretariado para la Diversidad Cultural en la Iglesia), el cardinal Rigali modificó el ministerio del Vicario para Católicos Hispanos formando la Oficina para Ministerios Culturales y nombrando al Rev. Bruce Lewandowski, C.Ss.R. Vicario para Ministerios Culturales. La Oficina para Católicos Hispanos, junto con la Oficina para Católicos Afroamericanos y la Oficina para el Cuidado Pastoral de Migrantes y Refugiados, son parte ahora de la Oficina para Ministerios Culturales que se esfuerza por promover la unidad en la diversidad en la vida diaria de nuestra fe católica.

La OCH trabaja en armonía con las otras oficinas de la Arquidiócesis para servir mejor a la comunidad hispana, así como a organizaciones y personas que no son necesariamente parte de la Arquidiócesis, pero que también se preocupan por el bienestar de nuestra comunidad hispana. Actualmente, la OCH sirve de recurso a 35 parroquias con católicos hispanos, con un total de 29 sacerdotes, 28 hermanas religiosas, 14 diáconos y varios agentes pastorals y laicos voluntarios.

Es la función de la Oficina del Vicario para Católicos Hispanos (O.C.H.) caminar en solidaridad con la creciente población hispanohablante que reside en la Arquidiócesis, reafirmando sus valores y tradiciones y promoviendo liderazgo en sus parroquias y comunidades. Esta población creciente refleja el aspecto multicultural de los EE.UU. con representación de los 19 países hispanohablantes de las Américas y España. La comunidad hispana de la Arquidiócesis representa un total de veinte naciones con sus culturas y tradiciones respectivas unidas por una misma lengua y una misma fe en una realidad única, los Estados Unidos.